La familia feliz

Martes de cuento

imagen-6 Ilustración: Yan’ Dargent

La mayor hoja verde que existe en la Tierra es, sin duda, la de la acedera. Si te la colocas en la barriga, te sirve de delantal, y en la cabeza, los días de lluvia, es casi tan práctica como un paraguas, ¡imagina lo grande que es!

Las acederas jamás crecen solas, ¡ni hablar! donde hay una, seguro que hay muchas más. Es una maravilla. Y toda esa maravilla, es pasto de los caracoles. De esos enormes caracoles blancos que las familias distinguidas de antaño se hacían cocinar en fricasé y se comían sin parar de decir: «Mmmmm, ¡délicieux!», convencidos de que tenían un sabor exquisito.

Bien, pues como decía, esos caracoles se alimentaban de acederas y, por ese motivo, se plantaban.

El caso es que había una vieja mansión donde ya no comían caracoles, porque se habían extinguido; no así las acederas, que crecían y crecían…

Ver la entrada original 1.100 palabras más

Los poetas trabajan de noche — ZONA LIBRE RADIO 1

Autora: Alda Merini Los poetas trabajan de noche cuando el tiempo no les urge, cuando se calla el ruido de la multitud y termina el linchamiento de las horas. Los poetas trabajan en la oscuridad como halcones nocturnos o ruiseñores de canto dulcísimo Y TEMEN OFENDER A DIOS. Pero los poetas, en su silencio, hacen mucho […]

a través de Los poetas trabajan de noche — ZONA LIBRE RADIO 1

Iba tocando mi flauta.. — ZONA LIBRE RADIO 1

Autor: Juan Ramón Jiménez Iba tocando mi flauta a lo largo de la orilla; y la orilla era un reguero de amarillas margaritas. El campo cristaleaba tras el temblor de la brisa; para escucharme mejor el agua se detenía. Notas van y notas vienen, la tarde fragante y lírica iba, a compás de mi música, […]

a través de Iba tocando mi flauta.. — ZONA LIBRE RADIO 1

“La palabra” — ZONA LIBRE RADIO 1

Autor: León Felipe PERO ¿qué están hablando esos poetas de ahí de la palabra? Siempre en discusiones de modisto: que si desceñida o apretada . . . que si la túnica o que si la casaca… La palabra es un ladrillo, ¿Me oísteis?… ¿Me ha oído usted, Señor Arcipreste? Un ladrillo. El ladrillo para levantar […]

a través de “La palabra” — ZONA LIBRE RADIO 1

“Campesino de España” — ZONA LIBRE RADIO 1

Autor: Miguel Hernández Traspasada por junio, por España y la sangre, se levanta mi lengua con clamor a llamarte. Campesino que mueres, campesino que yaces en la tierra que siente no tragar alemanes, no morder italianos: español que te abates con la nuca marcada por un yugo infamante, que traicionas al pueblo defensor de […]

a través de “Campesino de España” — ZONA LIBRE RADIO 1

Mi corazón en tus manos 1. — elpoderdelasletras

Como todos los sábados por la mañana, Mía Swan se levantaba al amanecer, se ponía su ropa de deporte y salía a correr por la calle principal del barrio que conducía hacia a la playa, por donde a ella le gustaba correr mientras contemplaba el amanecer. Llegó a su piso de 55 m2, con dos […]

a través de Mi corazón en tus manos 1. — elpoderdelasletras

Autor: Elicura Chihuailaf Poeta Mapuche Viejo estoy y desde un árbol en flor miro el horizonte ¿Cuántos aires anduve?, no lo sé Desde el otro lado del mar el sol que se entra me envía ya sus mensajeras y a encontrarme iré con mis abuelos Azul es el lugar adonde vamos Los poderes del agua me […]

a través de Los poderes del agua me llevan — ZONA LIBRE RADIO 1

El viaje de la ratona

Martes de cuento

The Mice Listen to the Tailor's Lament circa 1902 Helen Beatrix Potter 1866-1943 Presented by Capt. K.W.G. Duke RN 1946 http://www.tate.org.uk/art/work/A01098 Ilustración: Beatrix Potter

Érase una vez una ratona que vivía en una señorial mansión de la China, junto a un arrozal, muy cerca de la Gran Muralla. Era lista y rápida y tenía un pelaje tan lindo, que era la envidia de todos los roedores de aquella región.

Muchos fueron los que quisieron casarse con ella, pero a todos rechazó, a pesar de que, entre sus pretendientes, un ratoncito muy trabajador y honrado, que vivía en el hueco de una piedra, le había robado el corazón. Sin embargo, la ratona se resistía a comprometerse con él, porque pensaba que merecía un marido mejor.

Después de mucho cavilar, un buen día, decidió que se marcharía a recorrer el mundo para encontrar al ser más poderoso de la Tierra y que con él, y solo con él, se casaría.

Emprendió el camino, y aún no había avanzado ni veinte pasos, cuando al mirar a su…

Ver la entrada original 788 palabras más